Corte Suprema de la Florida Declara Inconstitucionales los Límites Estatutarios Sobre los Daños No Económicos en Casos de Muerte Injusta de Negligencia Médica

Después de meses de anticipación, la Corte Suprema de la Florida ha emitido su tan esperada decisión en Estate of McCall v. United States of America. En una opinión muy dividida que se abarca casi 100 páginas, la mayoría de la Corte sostuvo que los límites legalmente establecidos de la Florida en muerte injusta con daños no económicos en las acciones de negligencia médica, violan el derecho a la igualdad de protección conferida por la Constitución de la Florida. Aunque esta noticia podría alentar a los familiares de la persona que falleció mientras recibía atención médica de los médicos de la Fuerza Aérea, esta decisión dividida deja muchas preguntas sin respuesta que probablemente necesitarán ser resueltas en otras decisiones.

En Febrero del 2006, la fallecida, McCall, estaba recibiendo atención por parte de los médicos de medicina familiar en una clínica de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos cuando los resultados de las pruebas mostraron que su presión arterial era alta y que estaba sufriendo de preclampsia severa, lo que ocasionó que el parto fuese inducido inmediatamente. McCall eventualmente dio a luz, pero más tarde entró en shock y tuvo un paro cardíaco a consecuencia de grave pérdida de sangre durante el curso de su parto y varios tratamientos asociados. Después de este episodio, McCall nunca recuperó la conciencia y fue retirada de apoyo artificial de vida poco después.

Este caso llegó a la Corte Suprema de la Florida de una forma un tanto atípica. Esta acción por homicidio culposo fue presentado originalmente en la Corte de Distrito Federal, y Estados Unidos fue declarado responsable de la muerte de McCall. El tribunal federal determinó que había daños económicos por valor de casi $1 millón y daños no económicos por valor de $2 millones, incluyendo $500,000 para el hijo de McCall y $750,000 para cada uno de los padres de McCall. A pesar de este hallazgo, la Ley Federal de Demandas por Agravios afirma que los daños se determinarán mediante la ley del Estado en donde ocurrió el acto ilícito. En consecuencia, el Tribunal de Distrito aplicó el límite legal de la Florida por muerte injusta con daños no económicos en las acciones de negligencia médica, codificadas como § 766.118 de Estatutos de Florida . La ley limita la recuperación de los daños no económicos de todos los acusados ​​a $1 millón en este tipo de demandas, independientemente del número de reclamantes. La decisión fue apelada y el Tribunal Federal de Apelaciones confirmó la aplicación del límite en daños y perjuicios, estableciendo que la imposición del límite no constituía una expropiación bajo cualquier ley de la Florida o ley federal, y que no viola la Cláusula de Protección a la Igualdad de la Constitución de Estados Unidos. Sin embargo, ya que los tribunales federales evitan dictar una decisión con respecto a la ley del estado sin resolver, la Corte de Apelaciones federal aprobó la moción de los demandantes para certificar varias preguntas a la Corte Suprema de la Florida acerca de la interpretación del derecho constitucional de la Florida.

Aunque se certificaron cuatro preguntas, la Corte Suprema de la Florida dirigió una sola: si la aplicación del límite legal violó el derecho para de protección a la igualdad de la Constitución de la Florida. La mayoría de la Corte concluyó que el límite de $1 millón de dólares por daños violó la cláusula de protección a la igualdad del Estado, porque “la reducción arbitraria de los daños no económicos de los sobrevivientes en casos de homicidio culposo con respecto al número de sobrevivientes, carece de relación coherente con el objetivo de reducir las primas de negligencia médica.” En este caso particular, los daños de cada sobreviviente se redujeron mucho mas, simplemente porque el numero de sobrevivientes era mayor; lo que la mayoría de la corte encontró que era irracional y por lo tanto incompatible con el derecho a la protección de la igualdad conferida por la Constitución de la Florida. Como señaló la mayoría, “entre mas grande es el número de sobrevivientes y más devastadoras pérdidas, menos probable es que sean totalmente compensados ​​por las pérdidas.”

A pesar de la longitud de la decisión, no hubo opinión mayoritaria definitiva y vinculante, ya que los jueces no estuvieron de acuerdo sobre qué grado de deferencia debe recibir a las conclusiones de hecho y de política formuladas por la legislatura de la Florida cuando se implementó la legislación. Además, la mayoría de la corte evitó abordar la constitucionalidad de los límites en lesiones personales por daños no económicos en las acciones de negligencia médica, los cuales pasan a regirse por las mismas disposiciones legales. Por lo tanto, aunque el razonamiento del tribunal tiene un impacto de largo alcance, la decisión sólo resolvió definitivamente una pequeña parte de las cuestiones.

A pesar de la estrechez de su dictamen, la Corte Suprema de la Florida ha cambiado dramáticamente el panorama de la recuperación en casos de negligencia médica. Dada la naturaleza aún sin resolver de la ley, el asesoramiento de un abogado con amplia experiencia en el área es crucial para aquellos que están considerando presentar un caso de muerte injusta  o por lesiones personales, y para aquellos que deseen entender el impacto de esta decisión en un caso anterior en cuya recuperación fue restrictiva debido a la aplicación de límites legales del Estado. Si tiene alguna pregunta, los Abogados del Sur de Florida Frankl y Kominsky están preparados para ofrecer asistencia. Si está interesado en una evaluación gratuita para entender sus derechos, haga clic aqui , o llame al 1-855-800-8000.